Actitudes que no te ayudan a mejorar el marketing relacional

07 julio
708
Actitudes que no te ayudan a mejorar el marketing relacional
/ 0 votos

El marketing relacional es la rama del marketing que se ocupa de fomentar relaciones rentables con los clientes en las que ambas partes de la relación se sienten a gusto. Sin embargo, hay ciertas actitudes que pueden darse en el día a día de tu negocio que son contrarias a esta filosofía y que generan una reputación negativa de tu empresa. A continuación, vemos algunos ejemplos:


Ignorar las comunicaciones de tus clientes

Imagina que un cliente te manda un correo electrónico preguntando por un nuevo servicio que no tienes. Aunque no puedas “venderle” nada, siempre debes responder. Eso le indicará que hay alguien detrás y que está dispuesto a brindarle información en todo momento, y no solamente cuando se trata de una compra real.


Empleados que contestan mal

No hay peor imagen de una marca que aquella que transmiten los empleados que no siempre se comportan como deberían. De hecho, es importante fomentar entre los tuyos una actitud proactiva, siempre dispuesta a ayudar al cliente y que evite las contestaciones escuetas o inapropiadas.


No estar cuando de verdad te necesitan

El cliente no solo valorará a tu empresa por el producto o el servicio que vendes, sino que también lo hará por tu actitud frente a posibles problemas. Si no estás cuando realmente te necesita, le harás un flaco favor a las relaciones que se cultivan con el marketing relacional.


Esperas innecesarias

Tu cliente no quiere esperar. Mucho menos, innecesariamente. Por eso, debes plantearte en todo momento cómo debes hacer para poder brindarle lo que necesita, cuando lo necesita. A veces, las esperas se producen por la falta de información de los empleados, que piden ayuda a otros empleados o, incluso, por la falta de personal. Todo esto ha de estudiarse al detalle para no cometer este error, que influye negativamente en las relaciones con el consumidor.


Teléfonos fantasma

Si tienes un teléfono para que un cliente pueda localizarte en tu horario comercial, debes asegurarte de que alguien podrá atenderlo siempre. Llamar a un negocio y que nunca respondan genera frustración en el consumidor, y podría terminar por elegir a tu competencia para llevar a cabo su compra.


Operadores que no toman decisiones

Respecto a la atención telefónica, debe ponerse especial cuidado en permitir que los operadores tengan la capacidad de decidir. Cuando un cliente te llama, quiere una solución. No quiere que le pases con otros operadores, que le llames luego o le contactes más tarde por correo electrónico indicando qué debe hacer.


Precios que no son claros

Si tienes por ejemplo una empresa de servicios y lo que vendes no incluye impuestos, debes dejarlo claro desde el principio en toda la cartelería y comunicaciones. De lo contrario, tu cliente podrá pensar que no eres lo suficientemente transparente, y eso influirá en no tener una buena relación con él.


Detectar, en las acciones diarias, estos errores comunes que estropean las estrategias de marketing relacional, te ayudará a mejorar tu imagen de empresa. Y, sobre todo, generará sentimientos positivos que mejorarán también tus ventas y, por lo tanto, la rentabilidad de tu negocio. ¿Has identificado alguna de ellas como habitual en tu actividad?

Redes sociales

Utiliza las redes sociales para crear una comunidad en torno a tu negocio, aprovecha la oportunidad de tener un Community Manager que se encargue de cuidar tu negocio en RRSS

/ 0 votos
esquina

MÁS ARTÍCULOS

Páginas Amarillas España - Páginas Amarillas online
© hibu Connect, S.A.U. Todos los derechos reservados.