¿Deben hacer todos los autónomos un curso de prevención de riesgos laborales?

04 noviembre
1070
¿Deben hacer todos los autónomos un curso de prevención de riesgos laborales?
/ 0 votos

La prevención de riesgos laborales es un asunto clave para reducir los accidentes de trabajo. Sin embargo, la actual Ley de Prevención de Riesgos Laborales contempla una excepción en el caso de los trabajadores autónomos. De hecho, obliga a autónomos y pymes a cumplir la normativa y a tener su propio plan de prevención de riesgos laborales, salvo a aquellos profesionales que no tengan a trabajadores a su cargo. Esto quiere decir que si eres un autónomo que trabaja solo, no necesitas tener cubierta esta contingencia y, por lo tanto, no es necesario que realices cursos de prevención de riesgos laborales como norma general.


Prevención de riesgos laborales



La actual normativa de prevención de riesgos laborales obliga a todos los profesionales con trabajadores por cuenta ajena contratados a cubrir su propio plan de riesgos laborales. Este documento puede llevarse a cabo por el propio empresario o puede solicitar que sea una empresa externa la que lo gestione. Una vez están definidas las claves para prevenir los riesgos propios de la actividad, el profesional está obligado a cumplir con dicha norma y a hacerla cumplir informando correctamente al personal que tiene a cargo. De ser necesarios accesorios específicos para prevenir los riesgos laborales, es el propio empresario el encargado de proporcionárselos a la plantilla.


Los cursos de prevención de riesgos laborales


La ley 31/1995 de Prevención de Riesgos Laborales en vigor hace referencia explícita a los cursos de prevención ya que determina que se debe "promover la consulta, la participación equilibrada y la formación" en esta materia. Aunque la normativa general no entra a determinar qué tipo de formación debe realizarse ni tampoco las horas formativas, sí indica que deben plantearse como un beneficio para la propia empresa. Si se reduce el riesgo de accidente o de bajas laborales, el negocio sale ganando en productividad.


Algunos ámbitos de trabajo regulan más exhaustivamente el tipo de formación en prevención de riesgos laborales que debe llevarse a cabo dentro de la empresa y obligan tanto a pymes como a autónomos con y sin empleados a invertir en la formación necesaria en prevención que se requiere para poder iniciar esas actividades. Así, por ejemplo, en sectores como la construcción, en los que el riesgo laboral es mayor, tiene carácter obligatorio para todos aquellos que vayan a ejercer la profesión o a desarrollar un trabajo con contrato laboral. Si no se tiene cubierta esa formación, no se puede trabajar ni desarrollar la actividad. En caso de hacerlo igualmente, el acto es sancionable por vulnerar las leyes vigentes en materia de seguridad laboral.


Los cursos de prevención de riesgos laborales son útiles para mejorar la manera de trabajar. Permiten el desarrollo de hábitos más seguros, que sirvan para que todos los trabajadores se encuentren en un ambiente más adecuado y con menores riesgos. Además, las empresas pueden utilizar para financiar este tipo de formación parte de las cotizaciones destinadas al fin formativo que ingresan como parte de la nómina de los trabajadores en la Seguridad Social. Si todavía no has comenzado con una formación en prevención de riesgos en tu negocio porque la ley no te obliga, es recomendable que lo hagas por todas las ventajas que puede aportarle a tu empresa.

Los costes de ser autónomo

Los costes de ser autónomo

Si ya eres autónomo o estás valorando la opción de serlo este ebook te ayudará a conocer cuáles son los costes económicos y emocionales.

/ 0 votos
esquina

MÁS ARTÍCULOS

Páginas Amarillas España - Páginas Amarillas online
© hibu Connect, S.A.U. Todos los derechos reservados.